Tratamiento del frenillo lingual


Dra. Jocelyn Gonzlaez Pineda

Tratamiento del frenillo lingual

El frenillo lingual es una pequeña membrana que conecta la parte inferior de la lengua con el suelo de la boca. En etapas de vida muy tempranas, el frenillo presenta una longitud corta y un grosor muy fino. Con el paso del tiempo y a medida que se ejercita mediante los movimientos linguales, este se va desarrollando paulatinamente.

En caso de no ser así, estaremos ante una enfermedad de la lengua conocida como anquiloglosia lingual o frenillo lingual corto.

Consecuencias del frenillo lingual

Las consecuencias derivadas de tener un frenillo lingual corto son muy diversas.

Esta anomalía puede generar molestias en el habla, la masticación y la deglución e, incluso, en el correcto desarrollo de las estructuras faciales. En el caso de bebés lactantes, el hecho de tener el frenillo corto dificulta la succión. En edades más avanzadas, el hecho de mover la lengua con dificultad genera molestias en la masticación y deglución de los alimentos.

En una primera etapa de la vida, los niños tienen un paladar estrecho y abovedado. Gracias a los movimientos linguales, este se irá a abriendo de manera paulatina.

Pero si el frenillo de la lengua imposibilita su movimiento, la estructura maxilofacial no crecerá con normalidad y se crearán problemas de oclusión. Un frenillo lingual corto dificulta la pronunciación de algunos fonemas que precisan de la colocación de la lengua en el cielo del paladar.

Un ejemplo de ello son los sonidos de consonantes como la erre, la ese, la de o la te. Para poder determinar que la longitud del frenillo es menor a la esperada, se debe examinar el grado de movilidad de la lengua.

El tratamiento idóneo para personas que presentan un frenillo lingual corto depende del grado de severidad del caso. En aquellas ocasiones en las que la longitud solamente es ligeramente inferior, bastará con acudir a un logopeda. Dicho especialista pautará una serie de ejercicios destinados a suplir la falta de movilidad de la lengua.

Por el contrario, en casos más severos está indicada la realización de una cirugía menor bajo anestesia local conocida como frenectomía lingual.

Se trata de un procedimiento quirúrgico sencillo del cual no se suelen derivar mayores complicaciones.

Sin embargo, se debe tener en cuenta que, en algunas ocasiones, puede provocar inflamación en la zona o pequeñas hemorragias.

Por ello, es importante controlar la presencia de infección y dolor en la zona, así como acudir a una revisión transcurrida una semana tras la operación para asegurar la correcta cicatrización de la misma.

Categorías: Cirugía dental

Etiquetas: cirugía dental , frenillo , enfermedades de frenillo , frenillo lingual , tratamiento frenillo lingual , cirujano maxilofacial , cirugía maxilofacial , dentist , dentista , dentista en querétaro

Anterior Siguiente

Recibe noticias, promociones y lanzamiento de nuevos productos en tu correo.

Mándanos un whatsapp